Instalan primer sistema de riego subterráneo en Putre | Ahorra hasta un 60% de agua para el cultivo de alfalfa

Luis Leris, especialista de riego y extensionista agropecuario del INIA, diseñó e instaló este sistema durante el año 2019, obteniendo excelentes resultados, tanto en el aumento de la eficiencia hídrica como de la productividad.

36

Con el objetivo de mejorar la competitividad de las y los productores es que en la comuna altiplánica de Putre se instaló una unidad demostrativa de riego subterráneo, tecnología que permite hasta un 60% de ahorro para riego de alfalfa, en el marco del convenio entre el Instituto de Investigaciones Agropecuarias INIA Ururi y la Corporación Nacional de Desarrollo Indígena (Conadi).

Marjorie Allende, directora regional de INIA Ururi sostuvo que, “este módulo es de gran importancia para región debido a que es especialmente eficiente en zonas de escases hídrica como la nuestra, esto dado porque el riego está localizado a 20 cm de profundidad, directamente en la zona de las raíces del cultivo evitando la evaporación o escurrimiento superficial y por tanto los resultados que tengamos del módulo son potencialmente replicables para toda la región”.

Luis Leris, extensionista de INIA y encargado de la Oficina Técnica INIA Limarí, fue el encargado de su instalación y también de la capacitación asociada al correcto uso de esta tecnología la cual comenzó a instalar en 2019 en Punitaqui, demostrando que es una alternativa de riego eficiente para el cultivo de alfalfa en zonas áridas.

“Desde que comenzó la sequía comencé a cuestionarme sobre qué hacer para poder aprovechar bien cada gota de agua que existe”, explicó Leris, quien tras cuatro años de evaluación del primer sistema instalado ha podido comprobar su eficiencia, “comencé a desarrollar estos sistemas de riego por goteo subterráneo el año 2019 con un pequeño productor de queso de cabra, ya a cuatro años de instalado está cosechando con un 60% menos de agua con los datos que maneja él y la productividad es mayor”.

Leris expresó que diseñó e instaló este primer sistema con apoyo del Instituto de Desarrollo Agropecuario Indap y aportes del grupo familiar quienes se aventuraron en su implementación y puesta en funcionamiento, obteniendo excelentes resultados, tanto en el aumento de la eficiencia hídrica como de la productividad, por lo cual, viendo este ahorro, otras regiones en condición en déficit hídrico han comenzado a instalar y evaluar el sistema.

Para la seremi de agricultura, Danisa Pallero, contar con este tipo de sistemas de riego es una oportunidad para las y los pequeños agricultores de toda la región de Arica y Parinacota, “el objetivo principal del convenio que llevan a cabo INIA y Conadi es promover la adopción de tecnología para mejorar la eficiencia de uso del recurso hídrico intrapredial y de ese modo fortalecer la competitividad de estos productores, quienes se dedican a la agricultura familiar campesina indígena, como Ministerio de Agricultura nos parece fundamental que las y los agricultores conozcan herramientas tecnológicas que mejoren sus procesos productivos”.

¿Cómo funciona el riego subterráneo?

Según explicó Leris, una de las cualidades del sistema de riego subterráneo es que el agua llega directamente a la raíz, “este sistema lo que busca es llegar con el agua a los puntos de absorción de la planta, la planta absorbe por sus raíces, las raíces están ubicadas desde los 10 centímetros hacia abajo y lo que estamos haciendo con este sistema es llegar a donde está la masa radicular con el agua, por lo tanto, no se ve en la superficie emisores de riego, goteros ni nada, tampoco cuando se riega se ve húmedo el suelo en superficie”.

El extensionista de INIA comentó además que a lo largo de Chile ha instalado varios de estos sistemas, el cual se compone por una línea de riego de alrededor de 18 mil metros por hectárea enterrada a 20 centímetros de profundidad.

Entre sus ventajas, además del ahorro de agua destaca el aumento de la productividad del orden de un 20 a un 25% en comparación con un sistema de riego tradicional.

Acerca de INIA

El Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA) es la principal institución de investigación, desarrollo e innovación agroalimentaria de Chile. Vinculada al Ministerio de Agricultura, cuenta con presencia nacional y un equipo de trabajo de más de 1.000 personas altamente calificadas. Ejecuta al año un promedio de 400 proyectos en torno a 5 áreas estratégicas: Cambio Climático, Sustentabilidad, Alimentos del Futuro, Tecnologías Emergentes, y Extensión y Formación de Capacidades. Estas iniciativas contribuyen al desarrollo agroalimentario sostenible del país, creando valor y proponiendo soluciones innovadoras a los agricultores, socios estratégicos y la sociedad, generando una rentabilidad social que varía entre 15% y 25%, por cada peso invertido en cada uno de sus proyectos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí